11 diciembre 2007

Subliminalité

En mi recientes paseos madrileños (fuete pelete) hallé un cartel publicitario que, espero, no me haya sorprendido a mí sólo. Conocido es por todos y cada uno de ustedes, espero de nuevo, el uso sutil de la publicidad para ganarse el público. Puede ser que de maneras muy burdas o de maneras muy sutiles, casi subliminales, pero el populacho es bastante manipulable. En este caso, un curioso cartel que publicita tubitos de galleta, o algo así, oculta un extraño mensaje bastante perjudicial para la salud, esperemos que haya sido casualidad.Por suerte encontré la imagen por internet, ya que la que saqué yo era bastante lamentable. Observen detenidamente el comportamiento de los dos pupilos, que disfrutan de "tubitos" de "chocolate" mientras aspiran leche flotante(¡!) O estos niños se lo han fumado antes de abrir el envase de "fantubis" o es un claro mensaje subliminal. En realidad me da igual que ahora los niños vean el cartel y sientan sed de nicotina, no me he vuelto un maniático por la salud de los españoles (ni mucho menos) simplemente lo vi interesante, y debatible. ¿Qué opinan ustedes, pueblo llano, de este tipo de anuncios? Más concretamente, de éste.

P.d.: Si sienten ganas de untarse de parches o de cultivar marihuana lo siento de veras. Espero que no sean tan imbéciles.

Otros ejemplos subliminales :

La chica al revés parece estar buscando algo en un lugar que no alcanzo a adivinar, mientras que las dos latas de Pepsi forman la misma palabra que el polvo que echa..(¡!) Simba tras caer al suelo..

En el caso de Disney, pueden hartarse en Youtube de ver vídeos (bastante alarmistas) de los guiños "sexuales" en sus películas, de los cuales creo que sólo se percatan estos detractores. En cualquier caso, lo subliminal denota siempre algo de astucia y picardía, y casi siempre va ligado al campo del erotismo y sensualidad (actualmente). Como en todas las imágenes que requieren cierto impacto, hay que jugar con el espectador, y si se puede engañarle pues mejor para el anunciante. La primera publicidad, creo recordar, de este tipo, se utilizó en un cine y creó que además fue Coca-Cola, que intercaló varios fotogramas del célebre refresco durante la proyección de una película. También creo recordar que tuvo cierto efecto inmediato en los espectadores. A partir de ahí, prohibición. Eso sí, a ver quién decide si es o no subliminal cualquier anuncio, casi todas las denuncias contra este tipo de métodos quedan en "indemostrables" o "sólo son casualidades". La próxima vez que vean cualquier anuncio, fíjense bien, no vaya a ser que vean una entrepierna sudorosa en un anuncio de Hiper-Trebol...... Esto es todo.



Este post no está patrocinado.

2 comentarios:

- YOGUR - dijo...

Increíble selección!

Mente limpia, mente limpia XD

juujujj dijo...

puto don